Contamos para la realización de los diferentes trabajos con aparatos de nueva generación. En primer lugar, un hexacóptero modelo DJI S900 con motores mejorados, construido íntegramente en fibra de carbono y un peso máximo autorizado al despegue de 10 Kgs. Alcanza una velocidad máxima de 50 Km/h y soporta vientos de hasta 30-35 km/h. Su autonomía por batería ronda los 15-20 minutos de vuelo.

Este dron embarca un estabilizador profesional de 3 ejes sobre el cual se monta una Panasonic Lumix GH4, capaz de realizar grabaciones en formato 4K o HD.

Es un equipo de 92cm de diámetro, pero gracias a sus brazos plegables, nos permite transportarlo sin problemas en un vehículo comercial o cargarlo para viajes en avión.

Para trabajos de inspección, contamos con un octocóptero X8. Este equipo embarca también un estabilizador de imagen de 3 ejes y una cámara Sony A6000, perfecta por ejemplo para trabajos de restitución fotogramétrica. Existe también la posibilidad de embarcar una cámara termográfica Flir para las inspecciones en las que se necesite disponer calidad de resolución térmica.

DIsponemos además para trabajos “low cost” o cuando haya que acceder a zonas de dificil acceso, de dos drones DJI Phantom 3 Professional.

Contamos con equipos de tierra adaptados para realizar trabajos de vuelo automático, así como para comprobación in situ del resultado de las imágenes tomadas, a lo que se suman equipos informáticos para el procesado de las imágenes normales o termográficas, y elaborar informes a petición del cliente.